Muerte por omisión u homicidio imprudencial. Un resumen.

Aprenda sobre las reclamaciones de muerte por omisión (a veces calificadas como homicidio culposo) o wrongful death claims – qué son, cuándo los sobrevivientes pueden demandar, quién podría resultar responsable, y la reparación de daños.

Cuando alguien muere debido a la culpa de otra persona o entidad (como un fabricante de vehículos) los sobrevivientes pueden intentar una demanda judicial por homicidio imprudencial. Tal demanda busca una compensación por la pérdida de los sobrevivientes; tales como la pérdida del salario del fallecido, la pérdida de su compañía y los gastos funerarios. Esta es una guía sobre demandas por homicidio imprudencial; qué son, quién puede demandar, y cuáles daños pueden ser reparados.

¿Qué es una reclamación o demanda por homicidio imprudencial (wrongful death)?

Una reclamación de muerte por omisión (que puede también considerarse homicidio imprudencial o incluso homicidio culposo) tiene lugar  cuando una persona muere debido a la culpa legal de otra persona. El derecho de demandar por homicidio imprudencial es un concepto relativamente nuevo. El derecho anglosajón no permite este tipo de demandas. Pero durante el último siglo las cortes estatales y federales tipificaron el homicidio imprudencial. Ahora cada estado en Estados Unidos tiene algún tipo de ley que define qué y qué no puede ser considerado homicidio imprudencial.

Las reclamaciones de muerte por omisión involucran todo tipo de accidentes fatales; desde simples accidentes de vehículos, hasta complicados casos de mala práctica médica o casos de responsabilidad de productos. Personas, compañías, y agencias gubernamentales pueden ser legalmente culpables por actuar negligentemente.

¿Quién puede demandar por homicidio imprudencial?

Una reclamación por homicidio imprudencial puede ser presentada por un representante en nombre de los sobrevivientes, quienes se ven directamente afectados por la muerte de quién murió (son llamados la parte interesada real). El representante es usualmente el albacea de la herencia del difunto. La parte real interesada puede variar de estado a estado. Algunas de estas personas pueden incluir:

  • Los miembros inmediatos de la familia. En todos los estados los miembros inmediatos de la familia como esposas e hijos (incluyendo hijos adoptados) y los padres de personas que no se casaron pueden presentar una demanda por homicidio imprudencial.
  • Parejas, dependientes financieros y esposas putativas. En algunos estados, la pareja de vida, cualquier persona que fuese financieramente dependiente del fallecido, y hasta las “esposas putativas” (una persona que creyó de buena estar casada con la víctima) tienen derecho a demandar.
  • Miembros lejanos de la familia. Algunos estados permiten familiares lejanos, como hermanos, hermanas y abuelos, presentar demandas por homicidio imprudencial.
  • Todas las personas que sufrieron financieramente. Algunos estados permiten que todas las personas que sufrieron financieramente por la muerte presenten una demanda por muerte imprudencial. Por ejemplo, por pérdida de cuidado o manutención; aun cuando ellos no estuvieran relacionados con vínculos de sangre o matrimonio a la víctima.
  • Padres de un feto fallecido. En algunos estados, la muerte de un feto puede ser base para una demanda por muerte por omisión. En otros estados, los padres no pueden demandar por homicidio imprudencial (para reclamar pérdidas financieras y emocionales como resultado de la muerte de un feto). En estos estados los padres pueden demandar por homicidio imprudencial sólo si el niño nació vivo y después murió. Revise la ley de su estado para averiguar si ese tipo de acción es permitida en su estado y consulte con un experimentado abogado en homicidios imprudenciales.

¿Quién puede ser demandado por homicidio imprudencial?

Las demandas por homicidio imprudencial pueden ser presentadas contra una amplia variedad de personas, compañías, agencias gubernamentales y empleados. Por ejemplo en un accidente que involucra una carretera defectuosa y un conductor borracho pueden ser demandados:

  • El conductor culpable del accidente automovilístico
  • El diseñador o constructor de la vía defectuosa
  • Un agente del gobierno quien erró en suministrar las advertencias adecuadas relativas en el peligro de la carretera que causó el accidente
  • El fabricante, distribuidor instalador de una parte defectuosa o peligrosa del vehículo.
  • Las personas quienes vendieron, sirvieron o dieron alcohol al conductor,
  • O el dueño del local donde se sirvió el alcohol.

Inmunidad para las agencias del gobierno y empleados.

En algunos casos, algunas personas o agencias pueden ser inmunes a demandas judiciales por homicidio imprudencial. Esto significa que no pueden ser demandados muertes por omisión. Quién tiene derecho a esta inmunidad varía de estado a estado. Por ejemplo, en algunas situaciones las agencias del gobierno y empleados pueden ser inmunes a una demanda judicial por homicidio imprudencial. Incluso, los mismos miembros de la familia llegan a tener inmunidad en ciertas circunstancias.

Las leyes federales recientes proveen inmunidad ante este tipo de acusaciones, a los involucrados en colisiones de trenes y ciertos casos de responsabilidad de productos que involucran dispositivos médicos. Y en el 2013, la Suprema Corte de los Estados Unidos estableció (en un caso conocido como Mutual Pharmaceutical Co. Inc. V. Barlett) que los fabricantes de medicamentos genéricos no pueden ser considerados responsables en un tribunal estatal de lesiones personales o en demandas judiciales por homicidio imprudencial. Esto basado en el alegato de la “irrazonablemente peligrosa” naturaleza de una droga ya que la FDA aprobó previamente el medicamento original de «marca» y su etiquetado.

 

Deja un comentario